TEMORIS GRECKO, la ola verde del pueblo iraní.



Témoris Grecko (México, 1970) se autodefine como “un escritor independiente que realiza reportajes sobre temas internacionales de política, sociedad y cultura, y también narrativa de viajes”.


Su último libro, “La ola verde” (Ed. Los libros del Lince) es la crónica del levantamiento espontáneo que se está produciendo en contra del régimen totalitario de Ahmadineyad, el presidente iraní que se impuso con un escandaloso fraude en las últimas elecciones de 2009.

Mientras cubría la antigua ruta de la seda por los desiertos asiáticos, Témoris fue testigo del hartazgo que sienten amplios sectores de la población iraní ante un sistema opresor que se ensaña particularmente con las mujeres urbanas.


Los nuevos medios tecnológicos, los móviles e internet son el refugio ideal para una sociedad que pide a gritos que no se nos ocurra bombardearlos, teniendo en cuenta las recientes y tristes experiencias de sus vecinos iraquíes y afganos.

Una entrevista de Marcelo Espiñeira.

Seguías la antigua "ruta de la seda" y acabaste dando con la "ola verde"...
TEMORIS GRECKO: Sí, yo sabía que había elecciones en Irán, y pensaba atestiguar un evento político sin mayor trascendencia. Todo el mundo pensaba que sería un paseo para el presidente Ahmadineyad y que obtendría fácilmente su reelección. Y me encontré con una gran sorpresa porque llegué un mes antes de las elecciones y comenzaba a verse cierta efervescencia. Fue levantando poco a poco. Se veían muchos jóvenes repartiendo flyers opositores. Lo comenté con alguien de allí y me confirmó que le parecía extrañísimo pero que seguramente no pasaría de aquello.

Esta protesta fue creciendo hasta que se convirtió en manifestaciones masivas por las noches hasta muy tarde. Normalmente allí las calles se vacían a las diez y aquellos días la gente se quedaba hasta las dos o tres de la mañana en actos espontáneos. No había oradores en un escenario o con equipos de sonido, era gente normal hablando y debatiendo en las esquinas, y siempre con atuendos verdes. Que fue el color elegido por los opositores para identificarse.

Es un movimiento civil y espontáneo, con las mujeres como principales protagonistas, verdad?
Sí, las mujeres iraníes tienen una tradición de participación que se remonta miles de años, desde los días de los grandes imperios persas, ellas tuvieron incidencia en los temas públicos, políticos, incluso militares y de negocios. Entonces cuando los árabes conquistan Persia, trataron de imponerles su propio concepto de cual es el rol de la mujer en la sociedad. Pero fracasaron totalmente y ellas han seguido siendo activas. Durante la revolución islámica, ellas salieron a combatir a las tropas del Sha, y también el Ayatollah Khomeini contó con ellas para defenderse de la invasión iraquí en los años ´80s. Sin embargo, no dudó en quitarles derechos civiles e individuales una vez terminadas las guerras. Actualmente el testimonio de una mujer equivale a la mitad del de un hombre para la Justicia iraní.


Y si son acusadas de infidelidad, practicamente no tienen defensa?
Si, incluso le pueden quitar la patria potestad. Las pueden despojar de la herencia, pueden divorciarlas sin trámites, y en cambio si una mujer se quiere divorciar de un hombre, le resulta sumamente difícil conseguirlo. Y en el caso de una violación, el testimonio del violador vale el doble que el de la víctima.


Un violador, con decir que fue incitado, ya queda libre.
Sí, así es.

La poligamia está establecida legalmente?
Sí, hasta cuatro mujeres puede tener un hombre. Hay un precepto legal que los conservadores quisieron quitar y que exige que la primera mujer exprese su aprobación para las otras esposas que vivirán en la casa. Sin embargo, en la práctica, el hombre tiene mecanismos de fuerte presión para imponerse. También es cierto que la poligamia está más extendida entre los sectores con menor acceso a la educación o en las zonas rurales. Y también está condicionada por los ingresos que se tengan.


Allí no existen los subsidios por maternidad, como aquí.
No… para nada (risas).


Y el apoyo recibido por el reformista Musavi, se basó más en una actitud de esperanza que en las promesas concretas del candidato, verdad?
Musavi fue el candidato que hubo. Podría haber sido otro. Había una masa crítica de personas que estaban deseando un cambio y que querían una alternativa. Apareció Musavi y ganó credibilidad porque obtuvo el apoyo de dos ex-presidentes muy influyentes. De esta forma, sus credenciales de reformista se afirmaron porque tenía un suficiente respaldo económico y político para aceptar el reto de competir contra el presidente actual. En su propaganda siempre aparecía al lado del ex-presidente Jatami, que es reformista y que aunque no consiguió mucho en su mandato, guarda un gran prestigio.


Curiosamente, para los iraníes, el petróleo es su mayor riqueza y su peor condena al mismo tiempo.
Es la maldición de los recursos. Esto pasa en México, en Venezuela, en Africa, cuando hay una excesiva abundancia de un recurso se dispara la corrupción y el gobierno no depende de los impuestos de los ciudadanos. Entonces, el gobierno cree que no tiene por qué respetar la voluntad de esos ciudadanos. Y también los ciudadanos se acomodan porque no necesitan pagar tantos impuestos y se acostumbran a no exigir sus derechos. Y se generan toda clase de connivencias con empresas internacionales interesadas en intervenir allí y básicamente mucha corrupción. Ingresa mucha moneda extranjera en la economía y esto dificulta el desarrollo de otras actividades. Hay un montón de elementos que complican estas economías, cuando se supone que debería ser una bendición tener tanto petróleo, por ejemplo. Es algo conocido entre los economistas como la maldición de los recursos.


En tu libro comparas muchas veces al régimen iraní con el cubano, y no por la abundancia de recursos justamente.
Sí, las dos han sido revoluciones populares que tuvieron en un principio la intención de proveer a su población de aspectos básicos como la salud y la educación. Pero, que resultaron económicamente inviables y generaron castas corruptas relacionadas con las Fuerzas Armadas. Con el clero en el caso iraní y con el Partido Comunista en el caso cubano, y que acabaron convirtiéndose en burocracias y elites económicas que no permiten la actuación del resto de la población, imponiendo un corsé ideológico en el cual pretenden encerrar a su gente. Comunista en un caso, islámico en el otro.


Sirviéndose de ese aislamiento también porque necesitan de un enemigo exterior para perpetuarse en el poder.
Sí, siempre es útil tener a alguien a quien acusar de los problemas internos, alguien contra quien echarse encima, convocar al patriotismo de los habitantes y denunciar como traidores a quienes no acepten esta convocatoria. Que es lo que han querido hacer con la oposición, a quienes acusan de ser patrocinados por Reino Unido o USA, que son los enemigos señalados por el régimen.


La "ola verde" deja un mensaje claro. Estos iraníes descontentos con el régimen piden respeto y además claman a Occidente que no planeé bombardearlos.
Cuando tú no conoces quien vive ahí y te llegan las imágenes de un montón de clérigos enloquecidos y fanáticos, alguien puede decirnos que la única solución es bombardearlos y nos resultará fácil creer que es cierto. Pero lo que han hecho los iraníes es salir a decir que ellos no son así y a mostrar quienes son en realidad. No son fanáticos, son gente exactamente como tú y como yo. Pueden ser musulmanes, pero la mayoría practica la religión como podríamos practicar aquí el catolicismo, con mucha moderación. De vez en cuando van a la mezquita o tienen un bautizo o algo así, pero tampoco se lo toman tan a pie juntillas o de manera fanática.

Son gente a la que le gusta divertirse, que les gusta usar Internet, que aspiran a viajar, a ir a museos, son guapas y guapos, tienen mucho estilo, además son sumamente hospitalarios y generosos.
Las mujeres son muy abiertas, no tienen ningún problema en hablar con un extranjero en la calle, lo cual no significa que tengan una segunda intención, pero es normal que te inviten a tomar un té con ellas. Son elegantes, son naturales y tienen mucho encanto. Y lo mismo cuando están manifestándose, o peleándose con la policía o cuando están invitándote a tomar un té.





Seguro se debe a la inmensa tradición cultural que tienen.
El imperio persa de Ciro fue el primer gran imperio de la humanidad. Y es en donde muchos de ellos encuentran el origen de su pueblo, se remontan a aquellos días de Persépolis para explicar quienes son. Tienen una profunda tradición poética. Las tumbas de sus poetas son casi tan sagradas como las de los imanes del chiísmo islámico. Y en su forma de hablar tienen mucha poesía y es muy bonito escucharlos. Incluso si hablan en inglés, también usan figuras o metáforas.


Volvamos a tu historia personal. Lograste escaparte de Irán por los pelos, verdad?
Sí, caí en un control de las milicias que estaban buscando enemigos en cualquier sitio, y estaban muy molestos porque sabían que toda la prensa extranjera había sida expulsada, pero quedábamos algunos con visa turística que estábamos informando debajo del radar. También estaban muy molestos con los ciudadanos iraníes que estaban tomando imágenes o videos con sus móviles. Querían parar eso y pidieron por la tele que denunciaran a cualquier extranjero que estuviera fuera de los circuitos obvios de los turistas.

Y los milicianos son grupos fuera de control, que responden a los guardianes de la Revolución y al Líder Supremo, pero de los cuales el gobierno no se hace cargo. Y ellos pueden matar con impunidad y el gobierno responde que "son los milicianos, no podemos hacer nada". Como si se tratase de niños traviesos.

Y aquellos traviesos dieron contigo...
Estos traviesos milicianos habían instalado puntos de control para detener a los coches y demandar a sus ocupantes que les mostraran sus móviles o sus cámaras para revisar las imágenes. Y si encontraban a alguien con imágenes de mítines o manifestaciones, se los llevaban detenidos y luego los torturaban o golpeaban. También hubieron violaciones o asesinatos de los detenidos.

Entonces, yo venía en un taxi y me topé con un punto de control, y tuve tiempo de arrojar la tarjeta de memoria de mi cámara donde tenía fotos de un chico que había sido torturado. Cuando estos milicianos no encontraron la tarjeta de memoria y se dieron cuenta que yo era extranjero, me sacaron del coche, quisieron golpearme y como yo estaba al tanto de estos métodos, oculté mi profesión y pedí hablar con un superior, quien no me creía demasiado pero que accedió a recibir seis de mis billetes de 20 dólares que llevaba encima. Se los fui dando y él pasó de la indignación, a aceptarlos y a hacerse amiguete mío, para finalmente darme la bienvenida a Irán y darme un abrazo.
El problema es que me denunció a la policía, pero por suerte recibí de manera inesperada la ayuda de personas que me permitieron llegar a una estación de autobuses, tomar el autobús correcto, sin pasar por los filtros que había en la terminal, ir a otra ciudad, y a la mañana siguiente poder salir por la frontera más pequeña e insignificante del país, que es la de Armenia.
Una vez del otro lado, me sentí muy aliviado de haber escapado, pero al mismo tiempo con una enorme pena por la gente que se quedaba atrás y que no podía escapar. Había muchos colegas extranjeros y locales presos y decenas de miles de chicos detenidos también.
A varios de ellos ya les han aplicado la pena de muerte, con pruebas como una foto donde están arrojándole piedras a los milicianos, o cosas así. Es duro.
Y recuerdo que esta mezcla de sensaciones me tenía muy tenso y ya en Armenia la única manera de transporte disponible en aquella frontera eran unos taxistas que estaban como lobos, pidiéndome hasta ciento cincuenta dólares por un trayecto de una hora. Cuando me pidieron eso, me largué a reir como un loco, no tuve otra reacción, seguramente estaba liberando tanta tensión acumulada. Y estos tíos no entendían porque este mexicano tenía tan buen humor…(risas) En fín, creo que terminamos arreglando el viaje por unos ochenta doláres. Necesitaba alejarme cuanto antes.

Crees que el pueblo iraní conseguirá su libertad por las buenas algun día?
Yo veo muy complicado que haya una salida por las buenas. Por dos motivos. Uno porque el régimen no lo admite y dos, porque dentro del régimen hay una pugna muy fuerte entre diferentes facciones. Una pertenece al presidente Ahmadineyad y está empujando a muchas otras hacia fuera, es una facción totalitaria y fascista.

Y esto motivó esta oposición, porque se sienten desplazados dentro del régimen. De hecho Ahmadineyad hubiera querido aplicar la pena capital a los líderes de la oposición y no ha podido porque el Líder Supremo también se siente amenazado por el presidente, y necesita a estas otras facciones dentro del régimen para obtener un contrapeso político. El ha buscado evitar una fractura total, pero el presidente está envalentonado y ha reprimido con extrema dureza y lo sigue haciendo.
Hace días atrás se cumplió el primer aniversario de las protestas espontáneas de "la ola verde" y apenas se quisieron manifestar, detuvieron a dos mil personas.
Estos triunfos de Ahmadineyad hacen que se sienta seguro para elevar su apuesta en el conflicto con Israel. Está hablando de que enviará sus propios barcos a Gaza, y esto lo hace sabiendo que obtendrá mayor respaldo en la política interna de su país con estas acciones. Mientras continúa reprimiendo, y eso es como barrer el polvo bajo la alfombra. Eso sigue ahí y tarde o temprano va a salir.

Y qué hay de cierto de la bomba?
Yo creo que el Líder Supremo no quiere la bomba por considerarla anti-islámica. Pero la facción fascista de Ahmadineyad está muy interesada en conseguir la tecnología necesaria para poder fabricarla. Con lo cual cumplirían con las objeciones del Líder Supremo, porque no la han fabricado aún, pero tendrían la capacidad para hacerla en cualquier momento y con esto jugar la carta del chantaje internacional. Los árabes le tienen mucho miedo a los iraníes, porque saben que es un país con cierta potencia militar, con recursos y con una libertad para hablarle a los líderes musulmanes que los árabes no poseen. Sucede que los líderes árabes le deben su posición a los americanos y cuando Israel agrede (como lo de los barcos en Gaza), ellos manifiestan su incomodidad pero no se atreven a condenarlo. Y quien tuvo todo el espacio para gritar y condenar fue Ahmadineyad, entonces las masas musulmanas ven a sus líderes temblando mientras el presidente iraní condena al gran Satán, capitalizando mucha popularidad de esta manera.



Mientras financian abiertamente a Hamas y Hezbollah.
Sí, les proveen de armas y tratan de controlarlos como un elemento de presión contra Israel. Porque si Israel ataca a Irán, enseguida Hamas y Hezbollah actuarían como una primera línea de combate. Aunque Hamas ahora está bastante débil militarmente.

Había también fuertes rumores de que durante la represión de “la ola verde” en Teheran, muchos milicianos se sentían incómodos atacando a sus propios hermanos en las calles. Entonces es muy factible que fueran traídos muchos militantes de Hezbollah para reprimir. Muchos testimonios de detenidos apuntaban en esta dirección, ya que decían que quienes los habían torturado eran gente de aspecto raro y no hablaban farsí. No se si es cierto, no lo puedo asegurar absolutamente, pero es muy factible que así haya sido.

Comentarios

Entradas Populares

SINSENTIDO. La crisis catalana que debió haberse evitado

CONVIVENCIA. Ese sagrado tesoro

INDUSTRIA MILITAR. El negocio de matar